Written by 2:45 pm ANTIOQUIA

“El Cristo más alto del mundo”: la apuesta en El Peñol, Antioquia, que tendría hasta teleférico

Una familia tradicional de El Peñol comenzó a construir el proyecto turístico más ambicioso de su historia. Deben conseguir una inversión cercana a los 60 millones de dólares.

A principios de este año se comenzó a construir en El Peñol el que es seguramente el proyecto turístico, económico e inmobiliario más importante de su historia. Y no ha estado exento de polémica.

El proyecto, que de entrada está avaluado en unos 60 millones de dólares según sus propietarios, está compuesto por cinco iniciativas que van desde la construcción de una escultura de un Cristo de 86 metros de altura que sería el más alto del mundo (el Cristo Corcovado de Brasil tiene 38) con un mall comercial a sus pies, hasta la puesta en marcha de un teleférico de 1,2 kilómetros que espera transportar a 1.000 visitantes por hora desde el casco urbano del pueblo hasta la vereda El Guamito, donde se desarrollarán los cinco proyectos.

Además de la escultura del Cristo, del mall comercial y del teleférico, se está construyendo un resort de lujo con 129 casas de lujo tipo lodge con jacuzzi, donde la noche cuesta hasta $1.000.000. También dentro del plan de expansión del proyecto está la construcción de un hotel y de un centro comercial donde tendrán prioridad los comerciantes del Oriente antioqueño. Se espera que el resort esté terminado el próximo año, que el mall comercial y el teleférico se estrenen en el 2027 y que la escultura esté en pie en 2029.

Todo eso lo está construyendo el Grupo Montecielo, una empresa familiar, de los Giraldo del viejo Peñol, que han heredado en tierra seis fincas que suman unos 5.800 metros cuadrados donde estarán ubicadas todas las estructuras. “Como el terreno es de nosotros, no tenemos que pensar en alcanzar un punto de equilibrio para invertir, sino que vamos vendiendo y vamos construyendo”, explica Juan Esteban Morales, CEO de la empresa, ingeniero civil, 24 años y ojos verdes montañeros. Morales dice que lleva construyendo con la empresa desde que tiene 13 años. La hipérbole parece sello de la casa.

Por su parte, la comunidad parece dichosa con la noticia. Los vecinos cuentan que cargaron a alguno de los Giraldos de pequeñitos y que son gente de toda la vida del pueblo, que lo que traiga desarrollo y turismo les hace bien. A pesar de tener el ejemplo cercano, casi inmediato de Guatapé, poco se habla por el momento de los efectos negativos que podría significar una llegada masiva de turistas para los locales que ven no solo cómo se disparan los precios de sus tierras, sino también el costo de vida; o cómo empieza a escasear el agua, como ocurre en Guatapé. Por ahora es un proyecto falta ver si le llegan los inversionistas.

Visited 9.897 times, 1 visit(s) today
Cerca de