Written by 1:00 am OPINIÓN

Salud mental vs. comunidad LGBTIQ

La salud mental en la comunidad LGTBIQ es crucial para su bienestar emocional y psicológico. A pesar de avances legales, siguen enfrentando discriminación y violencia. Es fundamental abordar sus necesidades con sensibilidad y empatía, promoviendo la inclusión y el respeto en todos los ámbitos.

Por: Letty Fabiola Carranza | La salud mental se refiere al estado de bienestar en el que una persona es capaz de desarrollar sus capacidades, enfrentar los desafíos de la vida, trabajar de manera productiva y contribuir a la comunidad. Consiste en el equilibrio emocional, psicológico y social de una persona, así como la capacidad de manejar el estrés, las emociones y las relaciones de manera saludable.

La situación de la comunidad LGBTIQ en Colombia es mixta. Por un lado, se han logrado avances significativos en cuanto a la aceptación y reconocimiento de los derechos de esta población. En 2015, la Corte Constitucional de Colombia legalizó el matrimonio entre personas del mismo sexo, y en 2016 se aprobó una ley que permite a las parejas del mismo sexo adoptar niños.

Sin embargo, a pesar de estos avances legales, la comunidad LGBTIQ sigue enfrentando discriminación y violencia. Además, muchas personas LGBTIQ enfrentan barreras de acceso a la educación, el empleo y la salud, debido a la discriminación y estigmatización que sufren.

La situación de salud mental de la comunidad LGBTIQ es preocupante. Muchas personas de este colectivo sufren discriminación, violencia, rechazo y exclusión social, lo cual puede tener un impacto negativo en su bienestar psicológico.

La comunidad LGTBIQ ha sido históricamente marginada y discriminada, además, la falta de acceso a servicios de salud mental, la estigmatización y la invisibilización de las personas LGBTIQ en el sistema de salud dificultan la búsqueda de ayuda y tratamiento adecuado para problemas de salud mental.

Según estudios realizados en Colombia, se ha encontrado que las personas LGBTIQ tienen una mayor probabilidad de sufrir trastornos mentales como ansiedad, depresión, estrés postraumático y pensamientos suicidas en comparación con la población general.

La violencia, el acoso y la falta de apoyo pueden causar traumas emocionales significativos en las personas LGTBIQ, lo que hace que sea aún más crucial abordar la salud mental en esta comunidad de manera integral.

Es importante tener en cuenta que la identidad de género y la orientación sexual no son factores determinantes en la salud mental de una persona, sino que son los prejuicios y la discriminación de la sociedad los que pueden causar daño. Por lo tanto, es esencial que se reconozca y se aborde la salud mental en esta comunidad de manera efectiva y empática. Es necesario, fomentar la empatía, la aceptación, el respeto y la inclusión hacia todas las personas, independientemente, de su orientación sexual o identidad de género.

Es fundamental que se brinde un acceso equitativo a servicios de salud mental de calidad para las personas LGTBIQ, ya que muchas veces enfrentan barreras para acceder a la atención médica adecuada debido a la falta de conocimiento o sensibilidad por parte de los profesionales de la salud.

La terapia psicológica, el apoyo emocional y la educación en salud mental son herramientas clave para garantizar el bienestar emocional de las personas LGTBIQ. Las políticas públicas aprobadas recientemente deben garantizar el acceso a servicios de salud mental de calidad y libres de prejuicios.

Algunas medidas que podrían implementarse para mejorar la salud mental en esta comunidad incluyen:

  1. Acceso a servicios de salud mental sensitivos a la diversidad sexual y de género, con profesionales capacitados en temas relacionados con la comunidad LGBTIQ.
  2. Campañas de concientización y educación sobre la salud mental en la comunidad LGBTIQ, para combatir el estigma y la discriminación.
  3. Creación de espacios seguros y acogedores para la comunidad LGBTIQ, donde puedan expresarse libremente y recibir apoyo emocional.
  4. Fomento del autocuidado y la autoaceptación, promoviendo la importancia de la autoexpresión y la autenticidad en la identidad de género y orientación sexual.
  5. Apoyo a organizaciones comunitarias y grupos de apoyo que trabajen en la promoción de la salud mental de la comunidad LGBTIQ.

El ideal para afrontar la salud mental de la comunidad LGBTIQ implica la creación de un entorno inclusivo y comprensivo, donde todos los individuos puedan recibir el apoyo necesario para mantener su bienestar emocional y psicológico, donde puedan ser aceptadas tal y como son, sin miedo al rechazo o la discriminación

La salud mental en la comunidad LGTBIQ requiere de un enfoque holístico y sensible, que promueva la aceptación, la inclusión y el respeto hacia todas las personas sin importar su orientación sexual o identidad de género. Es hora de abrir el diálogo, de romper el estigma y trabajar juntos para promover la salud mental en la comunidad LGTBIQ de Barrancabermeja.

___

* Topógrafa, Trabajadora Social en formación, Defensora de Derechos Humanos.

Facebook: RedVid Col Rep Dom

Correo: redvidcolrd@gmail.com

Esta columna encierra el pensamiento del autor, en ningún caso es la posición de Río Grande.

Visited 12.366 times, 1 visit(s) today
Cerca de